Cómo reclamar una factura del teléfono

No estoy conforme con la factura del teléfono, ¿qué puedo hacer?

Muchas personas se han encontrado, en algún momento, con una factura del teléfono con la que no están de acuerdo. Si nos cobran de más, podemos reclamar.

Lo primero que hay que tener claro es que, aunque no estemos de acuerdo con la factura del teléfono, debemos abonarla. Después, podremos interponer una reclamación.

Y es que si no lo hacemos, la compañía podría interrumpirnos el servicio o, incluso, introducir nuestros datos en un fichero de morosos.

Finalmente, si la compañía telefónica acredita que hay una deuda impagada, podrían iniciar un procedimiento judicial de reclamación de cantidad. No obstante, como no suelen ser grandes cantidades, esta situación no se suele dar.

Compañías de recobros

Cuando un usuario decide no abonar la factura del teléfono, con frecuencia la compañía se lo reclama a través de empresas de recobros. Serán ellos quienes, insistentemente, reclamen la cantidad pendiente al usuario.

Además, aunque el cliente no abone la factura que considera injusta, eso no le eximirá de seguir pagando las cuotas fijas periódicas posteriores.

Reclamar la factura del teléfono

Así pues, una vez abonada la factura del teléfono, podremos poner la reclamación ante el departamento de atención al cliente de la compañía. Tendremos que detallar por qué no estamos conformes:

– Porque se ha cobrado una factura después de habernos dado de baja.

– Nos han cobrado unos servicios que no habíamos solicitado.

– La cantidad de la factura no es la que habíamos contratado.

– Nos han cobrado servicios no autorizados.

Si pasado un mes no tenemos respuesta de la compañía, podremos acudir a las Juntas Arbitrarias de Consumo o a la Secretaría General de Telecomunicaciones. Con su resolución, se agotaría la vía administrativa.

Si esta información te ha resultado útil, te sugerimos que sigas navegando por los siguientes enlaces:

¿Puedo devolver un producto comprado por Internet?

¿Son abusivas las comisiones por descubierto?

Qué hacer si tu coche tiene vicios ocultos