Las compras online del Black Friday

¿Cómo evitar que nos estafen en las compras online?

Si compramos sin cabeza, lo barato puede salirnos caro. Por eso, para evitar ser víctima de una estafa durante nuestras compras online, deberemos seguir una serie de consejos.

Cada vez más españoles recurren a las compras online. Es una forma más cómoda de hacer los encargos y, en ocasiones, más baratas que acudiendo a una tienda. No obstante, un porcentaje de casos acaba con un disgusto, puesto que los delincuentes se aprovechan para urdir estafas.

El auge de las compras online

Este último trimestre del año es el del boom de las compras online. Y, por eso, también es el auge de los delincuentes que se aprovechan de ello para estafar a la gente. Lo principal es ser precavidos, y no fiarnos de nada que nos resulte raro.

La web Black-Friday.sale ha sido la encargada de elaborar una guía con algunos consejos útiles para efectuar compras online. Estos son algunos de ellos:

Cuidado con las contraseñas

A la hora de crear una contraseña, es más importante que sea segura que fácil de recordar. Y es que un hacker experimentado podría averiguar las cotnraseñas más utilizadas en 2016 en tan sólo 1 o 2 segundos. Aunque también es verdad que la gente no se lo tomó especialmente en serio: las más utilizadas fueron 123456, 123456789, qwerty y 12345678.

Si la contraseña llega a cumpleaños, apellidos o códigos postales, al hacker le llevaría, en lugar de 1 o 2 segundos, hasta 30.

Los Password Managers

Son muchos los que utilizan la misma contraseña para todas sus cuentas, incluidas las de las compras online. Por eso, los datos personales y los de las tarjetas de créditos pueden ser robados con facilidad.

Por eso, desde la web que da estos consejos recomiendan hacer uso de los password managers. Son páginas completamente seguras que pueden ayudarnos a recordar todas las distintas contraseñas que tengamos. Otro buen sistema es el de utilizar el sistema de verificación de dos pasos siempre que sea posible. Eso supondrá, al menos, una traba más a la hora de intentar estafarnos en las compras online.

El WIFI, mejor privado

Las redes abiertas no son el mejor espacio para hacer compras online. Por eso, por más seguras que parezcan, lo mejor es esperar a tener disponible la WIFI de casa o de algún lugar de confianza.

Además, siempre hay que asegurarse de que la página sea segura. El dominio siempre tendrá que empezar por HTTPS. Eso significa que la web está encriptada y sólo será accesible para el receptor de la información.

No guardes los datos

Es mejor evitar guardar los datos de la tarjeta para las siguientes compras online, por mucho que sea un sitio donde compremos con frecuencia. Puede resultar más tedioso, pero es mucho más seguro introducirlos cada vez.

Durante el 2016, la mayoría de las operaciones fraudulentas con tarjeta se realizaron de forma remota, un 69% del total.

Si esta información te ha resultado útil, te sugerimos que sigas navegando por los siguientes enlaces:

El nuevo canon digital ya está en vigor

Cuándo puede un pasajero reclamar en un vuelo